¿Un desastre como el de La Josefina, es posible en Loja?

El cambio climático se manifiesta a través de los efectos que como seres humanos hemos venido sintiendo desde hace más de 30 años, pero que en la actualidad ha sorprendido generando preocupación y desesperación en la población.

Debemos reconocer que no se ha puesto atención en el manejo integral de la cuenca hidrográfica del rio Malacatos, de manera particular, en la zona de la quebrada La Amanda (aportante del Malacatos que atraviesa nuestra ciudad) en donde la ganadería antitécnica, la minería informal y las lluvias intensas han causado un considerable debilitamiento del suelo y con ello deslaves, por ahora pequeños, focalizados en las riveras de la quebrada en mención. Además, la irregularidad de la topografía de esta cuenca forma con sus lomas y montañas una especie de embudo por donde, en condiciones normales el agua circularía libremente, pero en el escenario actual es muy probable que se provoque algún taponamiento, represando el agua que posteriormente se desfogará con la fuerza que caracteriza a la madre naturaleza.

Gran parte de la arena, rocas y troncos que durante el desbordamiento del rio Malacatos tuvimos que limpiar, provinieron de esos deslaves que en esta ocasión no lograron represar el agua de las quebradas y del río. Por ello, resulta urgente tomar acciones inmediatas entre instituciones que permitan mitigar esos efectos que probablemente durante los siguientes inviernos tomarán mayor fuerza y que podrían ocasionar un desastre parecido al de La Josefina.

Benjamín Ludeña

benjamin.ludena@gmail.com

Abrir chat