Controles de la UCOF continuarán hasta que el Senae abra oficina en Macará y establezca condiciones

El COIP indica que el contrabando lo comete quien ingrese o extraiga clandestinamente mercancías del territorio aduanero.

La vigilancia de la Policía en Macará y Zapotillo es permanente y ahora mucho más cuando las fronteras están cerradas.
La vigilancia de la Policía en Macará y Zapotillo es permanente y ahora mucho más cuando las fronteras están cerradas.

La vigilancia de la Unidad de Control Operativo Fronterizo (UCOF) de la Policía de la zona siete de El Oro, Loja y Zamora Chinchipe, en el límite entre Ecuador y Perú, continuará hasta que el Servicio de Aduana de Ecuador (Senae) aperture una oficina en el Centro Binacional de Atención Fronteriza (Cebaf) que se inauguraría el lunes 15 de febrero de 2021.

Los operativos los ejecutará la UCOF o el personal de los otros servicios de la Policía Nacional acantonada en Macará o en Zapotillo, que pertenecen a los de Migración, Tránsito, Servicio Urbano o los agentes de la Policía Judicial, individualmente o en conjunto con los soldados de la Brigada de Infantería de Loja y los gendarmes de la Unidad de Vigilancia Aduanera (UVA).

De 3 a 5 años de cárcel

El Art. 301 del Código Orgánico Integral Penal (COIP), de la sección sexta, acerca de los delitos contra la administración aduanera, se refiere al contrabando y en el ítem 1 se considera que se comete esa infracción quien ingrese o extraiga (sacar) clandestinamente las mercancías del territorio aduanero. Ese delito se sanciona de 3 a 5 años de cárcel.

Hasta el cierre de esta edición digital (18:00) la UCOF o los otros servicios de la Policía de Macará y Zapotillo no registraban novedades durante los operativos que se ejecutan en el límite fronterizo entre Ecuador y Perú, en donde la entidad uniformada realiza los controles que le facultad la Constitución de Ecuador y las otras leyes de la República.

Qué pueden vender

Quienes se dedican al comercio en el cantón Macará piden que se les indique cuales son los productos que ellos pueden vender para que luego no se alegue que lo que comercializaron es contrabando. Ellos indican que viven del comercio y eso ha servido para que la economía de esa jurisdicción mejore en provecho de todos sus habitantes que trabajan honradamente.

Alfredo Zuquilanda Valdivieso, alcalde de Macará, considera que la presencia de una oficina del Senae en Macará es positiva y eso permitirá que se dé un comercio digno y justo en la jurisdicción y con el vecino país del Perú. La autoridad indicó que con el punto de comercialización se realizará una actividad comercial acorde a la realidad que se vive en ese cantón.

PARA SABER

Quienes se dedican al comercio en Macará piden saber qué productos pueden vender para que no los acusen de contrabandistas.

Abrir chat