Avenidas de Loja convertidas en ríos, por las intensas lluvias

El Malacatos fue el protagonista de un episodio inédito en la ciudad de Loja.

La avenida Universitaria quedó con sedimento y basura la noche del sábado, luego de la crecentada del río Malacatos.
La avenida Universitaria quedó con sedimento y basura la noche del sábado, luego de la crecentada del río Malacatos.

Temor, impotencia, pero sobre todo asombro. Eso fue lo que sintieron los lojanos la noche del último sábado 13 de marzo de 2021, al ver que avenidas como la Universitaria y la Manuel Agustín Aguirre, que son algunas de las principales arterias de la ciudad de Loja, se convertían en especies de ríos, tras el desborde del río Malacatos, a causa de las fuertes lluvias.

El caudal del afluente, aquella noche, fue suficiente para atemorizar a la ciudadanía y dar un mensaje de que la naturaleza no está con juegos. La Universitaria y la Manuel Agustín Aguirre transportaron no solo el agua del Malacatos, sino también ramas, basura y otros materiales que al final quedaron desperdigados sobre la calzada como muestra de un acontecimiento inédito en la historia de los lojanos.

No solo quienes viven en las viviendas y edificios ubicados a lo largo de estas dos avenidas quedaron atónitos por la demostración de fuerza del río Malacatos. También quedaron pasmados quienes habitan en algunas calles transversales que vieron llegar las aguas cerca a sus domicilios. Tras tranquilizarse la situación, los vecinos se unieron para limpiar las evidencias que dejó el Malacatos tras el incremento de su caudal.

Las imágenes donde se muestra el poderío del río Malacatos inmediatamente se viralizaron en redes sociales como Facebook. Ahí, usuarios colocaron videos captados desde diferentes lugares. Otros usuarios se encargaron de compartir esos contenidos. Los medios de comunicación digitales también hicieron lo suyo y todo Loja conoció esa noche lo que la naturaleza es capaz de hacer. Entre las imágenes que circularon, una llamó especialmente la atención: la de un árbol siendo desprendido y arrastrado varios metros.

Pero ahí no termina todo. Este domingo 14 de marzo, en la tarde, las fuertes lluvias se volvieron a hacer presentes y el Malacatos nuevamente se desbordó, causando otra vez susto en los ciudadanos que claman para que las lluvias se calmen.

PARA SABER

Un árbol fue derribado por la fuerza del caudal del Malacatos.

Abrir chat