La vizcacha, símbolo oficial de Calvas, en Loja, en peligro de extinción

A decir de Rodrigo Hidalgo, la especie del cantón lojano, dados sus cromosomas, es única en el mundo.

Al animalito, tras un estudio realizado, se le dio el nombre científico ‘Lagidium Ahuacaense’.
Al animalito, tras un estudio realizado, se le dio el nombre científico ‘Lagidium Ahuacaense’.

CALVAS. La vizcacha, un mamífero descubierto en el cerro Ahuaca, de Cariamanga, cantón Calvas, provincia de Loja, en 2006, por Rodrigo Hidalgo Bravo, Florian Werner A. y Karim Ledesma J., y que, incluso, es la mascota oficial de Calvas, se encuentra en peligro de extinción, si las autoridades no hacen nada por conservar su hábitat.

El descubrimiento 

Rodrigo Hidalgo, coordinador del colectivo Wayakuntu y miembro evaluador de la conservación de mamíferos en el Ecuador, dice que, tras el descubrimiento entre las rocas de la montaña y luego de algunos meses de estudio, hicieron conocer al mundo.

La noticia se difundió a través del primer registro de Chinchillidae Lagidium en Ecuador. El descubrimiento fue publicado en la revista Mastozoología Neotropical Sociedad Argentina para el Estudio de los Mamíferos Tucumán, Argentina.

En agosto de 2006 se registra en el Ministerio del Ambiente el descubrimiento y el 14 de octubre del mismo año el animalito es declarado como mascota oficial Calvas. Es en una exposición nacional, en el mismo 2006, a decir de Rodrigo Hidalgo, donde dio a conocer el hallazgo y luego de un análisis realizado por la comisión evaluadora de la conservación de los mamíferos del Ecuador es considerada esta especie en peligro crítico, dadas las diferentes amenazas.

Manifiesta que, en 2009, por su pedido, Ángel Spotorno, biólogo genetista de la Universidad de Chile, paralelamente realiza los estudios genéticos en ese país y, junto a Karem Ledesma, Florian Werner y Luis Albuja, describe y confirma que la vizcacha del Ahuaca es una nueva especie, dándole el nombre científico  ‘Lagidium Ahuacaense’.

Es única en el mundo por sus cromosomas

Rodrigo Hidalgo, experto en la conservación de mamíferos, enfatiza que esta especie es única en el mundo y que, si bien hay en Perú, Bolivia, Chile Argentina, no se compara con la del ‘Ahuaca’, en razón que un estudio genético determinó que los cromosomas son diferentes a las vizcachas de otras latitudes, así como es considerada “la más antigua, la más vieja en cuanto a período de existencia”.  

Luego del descubrimiento del animal, el mismo Rodrigo Hidalgo presenta un proyecto de ordenanza al Concejo de Calvas, para que se declare al cerro Ahuaca reserva ecológica. En 2007, en el período del entonces alcalde, Franklin Cueva Rosillo, se aprobó. 

Sin embargo, en criterio de Hidalgo, el problema inicia cuando el Estado asigna 100 mil dólares para ejecutar en el cerro un proyecto turístico, que comprende, según planificación de la Municipalidad, la construcción de un mirador, usando materiales como piedra, cemento, entre otros, situación que no consta en la ordenanza original y que más bien pone en riesgo el hábitat de las vizcachas. También están considerados otros trabajos.

Seis meses en el proyecto y no avanza

Agrega que no se opone al fortalecimiento del turismo en el lugar, pero sí al hecho que se quieran usar materiales ajenos al entorno. Dice que el Ayuntamiento lleva seis meses elaborando el proyecto, pero que igual no está bien porque no se ha seguido el proceso adecuado e incluso aún no lo presenta para el desembolso de los recursos.

Un estudio realizado por el lapso de 12 años revela que en un inicio hubo alrededor de 140 vizcachas y ahora no sobrepasan las 60. “Esta situación nos preocupa sobremanera porque, asimismo, el área se va disminuyendo”, precisa.

Respecto a las características del animal, es un mamífero que tiene una longitud de 20 a 40 centímetros, así como una cola de 40 centímetros. El experto aclara que no es conejo ni ardilla, menos una mezcla de estos dos animales. Se pegan a la pared, son rápidas, sus alimentos son las gramíneas, pastos y beben agua fresca.

CLAVE

Paren al año y únicamente tienen una cría, raras veces nacen dos. Salen a calentarse en las rocas. Su mayor depredador es el halcón. En la noche se reproducen vía juegos.

PARA SABER

Si bien el área de reserva ecológica es de 70 hectáreas, la vizcacha solo usa un espacio de 300 a 500 metros cuadrados.

Abrir chat