La demanda de computadoras registra un incremento

Una experta recomienda al cliente primeramente asesorarse antes de comprar un equipo.

Actualmente, en todos los planteles del país las clases se cumplen de manera virtual.
Actualmente, en todos los planteles del país las clases se cumplen de manera virtual.

Actividades como el teletrabajo o la educación virtual hicieron que la demanda de computadoras, tanto de escritorio como portátiles, también conocidas como laptops, se incremente durante estos meses que lleva de vigencia la emergencia sanitaria por el Covid-19.

En las oficinas y planteles educativos, como medida de prevención de contagios, se optó por las actividades telemáticas, y por ello, equipos como computadoras, tablets o smartphones, se volvieron fundamentales.

María Gabriela Pardo Cuenca, gerente propietaria del almacén Setcompc Loja, afirma que la venta de equipos de computación empezó a aumentar dese abril de este año, aunque, dice, recientemente es cuando se registra todavía una mayor demanda, esto por el inicio del año lectivo en régimen Sierra-Amazonía, cuyas clases son virtuales.

En cuanto a las preferencias de computadora, señala que mucho depende de los clientes, aunque manifiesta que quienes realizan teletrabajo prefieren una laptop por su funcionalidad. Pero para las clases virtuales, dice, más aceptación tienen las computadoras de escritorio, ya que se trata de equipos más resistentes ante el uso que le dan los niños.

Pardo Cuenca recomienda a quienes van a adquirir una computadora, que primero se asesoren adecuadamente. Un factor importante es determinar para qué tipo de actividades se requiere el equipo. Otra opción que da es que si alguien cuenta con una computadora usada, puede acudir donde un profesional en la rama para que se le realice alguna mejora. Con ello, explica, el cliente evitar incurrir en un gasto mayor ya que una computadora nueva tiene un costo que no es bajo.

Computadoras usadas

De su parte Nixon Ortega Romero, técnico en reparación y mantenimiento de computadores, indica que actualmente hay muchas personas o familias que optan por adquirir equipos usados o de segunda mano. Esto, menciona, se debe a la difícil situación económica que atraviesan las familias.

Señala que en caso de comprar una computadora usada, debe ser de escritorio y que posea como mínimo un procesador Intel Core 2, memoria RAM de al menos 2GB, y un disco duro de por lo menos 500 GB de almacenamiento. Aclara que un equipo de estas características no tendrá una velocidad para efectuar trabajos avanzados, pero sí será suficiente para un estudiante.

PARA SABER

En Loja también se ofertan tablets como opción para las clases virtuales. Sin embargo, María Gabriela Pardo Cuenca indica que este tipo de dispositivo tiene limitaciones . “A veces no son tan eficientes como un equipo de computación”, aclara, y sugiere, si se cuenta con los recursos, invertir en una computadora.

Abrir chat