Recuperan en Loja parte de joyas que roban en Chordeleg

No hubo detenidos en el allanamiento que se ejecutó a las 08:00, del último lunes, en esta localidad.

Anillos, dijes, pulseras, aretes de metal amarillo fueron incautados de ese local.
Anillos, dijes, pulseras, aretes de metal amarillo fueron incautados de ese local.

Del lote de alhajas que hace 11 días cuatro sujetos se robaron de una joyería del cantón Chordeleg, de la provincia de Azuay, el lunes 4 de mayo de 2024, la Policía Nacional recuperó una parte de un local de la ciudad de Loja, en donde se exhibían para la venta.

El viernes 23 de febrero de 2024, en horas de la mañana, los cuatro antisociales, fuertemente armados, irrumpieron en la joyería, ubicada en pleno centro de Chordeleg, y tras golpear al propietario se sustrajeron el millonario botín.

Los malhechores se llevaron las joyas en varios bolsos y huyeron por la calle Juan Bautista Cobos y uno de ellos mientras corría disparó al aire para evitar que los persigan; ellos se subieron en dos motocicletas que dejaron en el sector y se marcharon con rumbo desconocido.

Policías de Loja y Azuay

La alerta del robo a la joyería en Chordeleg fue activada por la Policía Nacional en todo Ecuador y fueron los policías de Loja, cuando ejecutaban un operativo Antidrogas, que allanaron una casa, en donde observaron algunos insertos o cajas pequeñas de cartón para joyas.

Ello llamó la atención de los uniformados e iniciaron una investigación previa. La pareja sentimental de una de las tres personas que se detuvo en ese operativo y está con prisión preventiva por drogas habría vendido parte de esas joyas en un negocio de la localidad.

El lunes 4 de marzo de 2024 los policías de la localidad y los de la provincia de Azuay, junto a la Fiscalía de Flagrancias de Loja, allanaron un local de venta de joyas en donde encontraron las alhajas que la conviviente del procesado por drogas habría vendido, en 12 mil dólares.

PARA SABER

La compra de las joyas de parte los dueños de ese local se la hicieron de buena fe, más habrían sido engañados por la mujer que se las vendió sin ser la propietaria.