El ecoetiquetado, una estrategia de consumo responsable

Las ecoetiquetas o etiquetas ecológicas fueron creadas por la Unión Europea como un sistema voluntario que sirve para dar una calificación a los productos de las empresas que certifican, ante los organismos públicos correspondientes, la aplicación de un proceso de producción que ocasiona menor daño ambiental que otros productos competitivos similares del mercado.

En Ecuador desde el 2013 tenemos un sistema de etiquetado, implementado por el Ministerio de Salud que semaforiza el contenido nutricional en los productos que consumimos. Por su parte el actual Ministerio de Ambiente, Agua y Transición Ecológica, en el año 2015 implementó un sistema de incentivos ambientales denominado Punto Verde, mismo que se otorga a instituciones o empresas que demuestran responsabilidad ambiental en sus actividades. Sin embargo, el sistema Punto Verde ha ido perdiendo interés tanto por parte del ministerio como de los beneficiarios, quizá porque se convirtió en una simple certificación sin el debido seguimiento, evaluación y recalificación; o, porque tiene nula influencia en el consumidor.

Es por ello que, si en el país queremos desarrollar una cultura de consumo responsable con el ambiente, debemos ir más allá del reconocimiento narcisista a las empresas o instituciones, y, al contrario, promover políticas públicas enfocadas en una estrategia que permita un nuevo paradigma de competitividad y generar conciencia de consumir algo sano pero amigable con el entorno; el ecoetiquetado es una opción.

Benjamín Ludeña Guamán

benjamin.ludena@gmail.com