El alcalde de Quilanga, Juan Carlos Santín, removió de sus cargos a cerca de 20 funcionarios

Personero municipal asegura que cumple exigencias del Banco de Desarrollo, el Ministerio de Finanzas y otras entidades. Encargará algunas dependencias.

La medida, adoptada el último jueves, tomó por sorpresa a los quilanguenses.
La medida, adoptada el último jueves, tomó por sorpresa a los quilanguenses.

El alcalde del cantón Quilanga, de la provincia de Loja, Juan Carlos Santín, agradeció los servicios a una veintena de funcionarios de libre remoción que formaron parte de su equipo de colaboradores. El objetivo es optimizar resultados y ahorrar a la entidad alrededor de 130 mil dólares.

Mejorar procesos

El pedido de renuncias a los colaboradores, jefes y directores departamentales fue presentado el último jueves, 9 de mayo de 2024, por el burgomaestre, quien basó la medida en la necesidad de mejorar procesos, resultados, atención a la ciudadanía y también cumplir con las exigencias del Banco de Desarrollo, el Ministerio de Finanzas y otras entidades, “ante la crisis económica que vive el país y disminuir el exceso de gasto corriente en el Municipio”.

Los cargos puestos a disposición son los correspondientes a la Jefatura de Bomberos, Unidad de Tránsito, Comisaría Municipal, Unidad de Medio Ambiente, Registro de la Propiedad, Jefatura de Recaudación, Talento Humano.

Asimismo, se solicitó la renuncia a los titulares de Gestión Social, Técnico de Sistemas, Jefatura de Comunicación, Obras Públicas, Bodega, Jefatura de Planificación, Jefatura de Agua Potable, así como servidores que se venían desempeñando en algunas áreas, que ingresaron al inicio de la administración del personero municipal.

Solo el personal necesario

El alcalde manifiesta la necesidad de priorizar la ejecución de obra pública y anuncia que únicamente contratará personal estrictamente necesario e incluso algunas dependencias serán encargadas.

Juan Carlos Santín dice que la medida tomada la semana pasada es bien vista por los quilanguenses que están conscientes de la situación crítica que atraviesan los municipios del país, especialmente del cantón lojano Quilanga. 

La decisión del primer personero municipal, que se dio a cinco días de cumplir el primer año al frente del Municipio, según insiste, se debe a los recortes en el presupuesto de la institución, la falta de asignación oportuna de recursos desde el Estado y la evaluación del desempeño del personal de libre remoción.

  • DÍGITO

La salida de los funcionarios ahorrará al Municipio alrededor de 130 mil dólares.