Contrato: el Municipio de Ambato le dice adiós a la empresa Safety

En Loja, los fotorradares fueron duramente cuestionados por los conductores.
En Loja, los fotorradares fueron duramente cuestionados por los conductores.

El Municipio de Ambato, este martes, 16 de abril de 2024, dio por terminado con Safety, empresa que tiene un largo litigio con el Ayuntamiento de Loja, el contrato para el control de los límites de velocidad mediante fotorradares. Operó en esa ciudad por el lapso de 10 años.

Safety, según informa el portal Primicias, era la encargada del cobro de las multas por el exceso de velocidad en la zona urbana de Ambato. Según la alcaldesa, Diana Caiza, durante los 10 años de concesión, la empresa facturó más de 36 millones de dólares.

Desde las 14:00 de ayer, decenas de personas, entre funcionarios públicos, gremios de conductores, comerciantes y del sector turístico, se reunieron en la avenida Bolivariana. Cerca de una hora tardó el acto y después de varios discursos, se retiró el puntal metálico que tenía el fotorradar.

Miguel Bonilla, presidente Nacional de Transporte del Ecuador, dijo que no es cuestión de colocar radares en las ciudades, «sino de educar desde niños y ser más estrictos al momento de entregar una licencia».

‘Un atraco a Ambato’

Para la alcaldesa Diana Caiza, finalizar el contrato es terminar «con uno de los mayores atracos a Ambato» e invitó al turista a regresar y visitar la ciudad sin miedo a ser multados.

En octubre de 2023, y tras un análisis a las auditorías aprobadas entre 2016 y 2023, la Contraloría identificó irregularidades recurrentes en los contratos de los radares, adquiridos para controlar el tránsito en Cuenca, Esmeraldas, Loja, Santa Elena y Ambato.

PARA SABER

Sigue el enfrentamiento jurídico con el Municipio de Loja. Hace pocos días se presentó un informe pericial. Una apelación se ventila en el Tribunal Constitucional.